Nosferatu: Una sinfonía de terror, de F.W. Murnau

1838. El joven alegre Hutter se dirige a Transilvania para zanjar la venta de una propiedad al misterioso Conde Orlok. Pronto descubrirá que dicho personaje es un ser diabólico que se alimenta de sangre humana y que se dirige al pueblo de Viborg con sus ataudes llevando con él la sombra del mal.

Primera película importante sobre vampiros realizada por el alemán Friedrich Wilhelm Murnau en 1922. Como se puede ver nada más leer el argumento es que estamos ante una versión de Drácula de Bram Stoker. Debido a que no consiguieron los derechos de la novela tuvieron que cambiar los nombres de los personajes y los lugares, así pues Drácula pasaba a ser Orlok, Harker es Hutter, Mina es Elle, Reinfield es el agente inmobiliario Knock que manda a Hutter a cerrar el negocio, y Van Helsing no es más que un ser anecdótico llamado Bulwer, especializado en plantas carnívoras. El resto tiene la esencia de la novela de Stoker.
El film comienza cuando el joven Hutter es mandado a Transilvania por su jefe, el agente inmobiliario Knock, un hombre que desde el principio se nos muestra desequilibrado. A pesar de que su novia tiene miedo de dicho viaje, Hutter se pone en camino. Murnau nos muestra el viaje a través de paisajes naturales, con grandes montañas, pero poco a poco nos muestra una atmósfera más inquietante como la aparición de los lobos o el tétrico carruaje que recoge a Hutter hasta llevarlo al castillo. A su llegada conocerá al extraño Conde, un ser escalofriante y misterioso que lo invita a su castillo. Durante su estancia Hutter comenzará a temer cada vez más a Orlock, hasta que descubrá que es un vampiro. Murnau juega maravillosamente con las imágenes en este momento cuando Hutter se encierra en su cuarto y Orlock se va acercando poco a poco a la habitación hasta entrar y su sombra se cierna sobre el joven.
Tras esto, el Conde se pondrá rumbo a Viborg en un barco, el cual estará sumergido en una atmosfera escalofriante, y donde poco a poco iran muriendo los marineros hasta no quedar más que el capitán. Aquí Murnau nos sorprende en dos momento. Primero cuando un marinero baja a la bodega y se le aparece Orlock, simplemente escalofriante. Después cuando Orlock sale a cubierta y camina sobre ella en un contrapicado fenomenal.
La llegada del barco a Viborg está muy conseguida, mostrándonos al mismo tiempo los hechos acontecidos en la ciudad que está siendo empañada por el mal (epidemias, peste), además de la locura sin extremo de Knock que escapa del psiquiátrico.
A su llegada, Orlock caminara con su ataúd por el pueblo hasta llegar a su morada y acechar a la joven Ellen, quien será la única cura para las enfermedades del pueblo. El momento final, en que Orlock muerde a la joven y amanece es simplemente magistral, todo un alarde de planificación escénica. Orlock esta mordiendo a la chica, el gallo canta, el Conde se levanta lentamente reconociendo que está amaneciendo, se acerca asustado a la ventana y se desintegra por los rayos del sol.
El plano final es maravilloso. Con la puerta abierta, Hutter llega junto a su amada que muere entre sus brazos, para ocultarnos ese doloroso momento un personaje se pone en la entrada de la habitación tapándonos la vista. Simplemente elegante.
Uno de los aciertos del film es el maquillaje de Orlock, todo un icono dentro del cine de terror. Con orejas puntiagudas, dientes afilados como una rata, manos alargadas, cejas gruesas y ojos grandes, es todo un triunfo. Según se cuenta en la película “Shadow of the vampire”, el actor Max Schreck era realmente un vampiro y esa era su apariencia, pero es solo una versión, lo cierto es que el actor realizo después más películas.
La puesta en escena de Murnau es asombrosa como he comentado, consiguiendo así una de sus Obras Maestras en el cine. La fotografía esta muy conseguida, aunque en esta época lo que se hacia creo que era pintar los planos o utilizar filtros (no estoy seguro), así pues cuando se esta en un ambiente tranquilo y familiar se utiliza el amarillo (cuando Hutter y Ellen están juntos) , mientras que el azul se utiliza para momento inquietantes (la llegada del barco al pueblo) , y el rojo para mostrar el cielo sangriento.
Al ser una película muda del año 22 no puedo comentar la música, pues esta se ha compuesto en más de una ocasión para el film, sin tener idea de cómo era la del año de producción del film.
Para finalizar mencionar que Werner Herzog realizó un notable remake en el año 1979 protagonizado por su actor fetiche Klaus Kinski e Isabelle Adjani, solo que en dicho remake los personajes tenían los nombres de la novela de Stoker.
Joya del cine mudo, todo un triunfo del séptimo arte y magistral film basado en la novela de Stoker.

9/10

Anuncios

8 pensamientos en “Nosferatu: Una sinfonía de terror, de F.W. Murnau

  1. Totalmente de acuerdo.Me parece una joya y coincido contigo en la descripción que haces de la película.Es escalofriante y a la vez posee una belleza (terrorífica) difícil de describir, y casi poética, aunque creo que tú lo has hecho muy bien.

    Sólo hay que recordar un pasaje en el que la protagonista recibe de su novio un ramo de flores y le dice a él: “qué bonitas son, ¿por qué las has matado?”.
    Parece que está todo medido, el juego de contraluces con luces y sombras que produce el efecto dramático de todas las acciones nos produce sentimientos de miedo, terror y angustia.
    Otra escena que me parece magistral es en la que la garra de Nosferatu aparece en la pared,ella se estremece de miedo, el vampiro sale del cuadro y su sombra desaparece difuminándose y convirtiéndose en humo.
    Leí un comentario sobre esta película que me llamó mucho la atención: “Desde que su marido le comunica su partida a Transilvania, Nina cae en una profuna depresión en la que no es dueña de sí misma y siente que alguna fuerza extraña le atrae hacia su destino cruel, Nosferatu. Murnau hace que nos identifiquemos con el personaje, con sus estado de frustración y de lucha interna con esa misteriosa fuerza que la atrae y que ella teme m�

  2. Totalmente de acuerdo.Me parece una joya y coincido contigo en la descripción que haces de la película.Es escalofriante y a la vez posee una belleza (terrorífica) difícil de describir, y casi poética, aunque creo que tú lo has hecho muy bien.

    Sólo hay que recordar un pasaje en el que la protagonista recibe de su novio un ramo de flores y le dice a él: “qué bonitas son, ¿por qué las has matado?”.
    Parece que está todo medido, el juego de contraluces con luces y sombras que produce el efecto dramático de todas las acciones nos produce sentimientos de miedo, terror y angustia.
    Otra escena que me parece magistral es en la que la garra de Nosferatu aparece en la pared,ella se estremece de miedo, el vampiro sale del cuadro y su sombra desaparece difuminándose y convirtiéndose en humo.
    Leí un comentario sobre esta película que me llamó mucho la atención: “Desde que su marido le comunica su partida a Transilvania, Nina cae en una profuna depresión en la que no es dueña de sí misma y siente que alguna fuerza extraña le atrae hacia su destino cruel, Nosferatu. Murnau hace que nos identifiquemos con el personaje, con sus estado de frustración y de lucha interna con esa misteriosa fuerza que la atrae y que ella teme más que al propio Conde Orlok. La escena en la que Ellen está en la playa aguardando al vampiro( relacionado con las olas de mar) es increíble, el director consigue que nos estremezcamos al comprobar que no está esperando a Harker como indica el narrador sino que aguarda al vampiro y a sus ratas.
    Murnau establece una perfecta relación de identificación y simbolismo entre la naturaleza y el vampiro, con las olas( su llegada), el mar( está cerca), el viento( su presencia), las nubes( la llegada de Harker a las tierras de los fantasmas)…”
    Respecto a la banda sonora, también hay un comentario que lei y creo, amigo Ramón, que te gustará que ponga: “Para los que tengan la suerte de verla, les recomiendo que quiten el sonido, pues Nosferatu posee la peor y más psiquiátrica banda sonora de la Historia del Cine. Te jode la cabeza y la razón”. La verdad, lo de “peor” supongo que se refiere a “acertada” teniendo en cuenta el efecto que causa.
    No me extiendo más, pero sí quería dejarte esta descripción de Nosferatu que me encantó:
    “La soledad del monstruo
    Schreck no es un ogro verde, gordo y propenso a la aerofagia. Schreck es un vampiro demacrado, ridículo y temible. Las manos, el traje polvoriento y ajustado, el rostro hambriento de tan triste. Hay que verlo deambular por la ciudad con el ataúd bajo el brazo (conteniendo la tierra natal, que lo sustenta). Hay que sentirlo viajando por las aguas, en busca de ese cuello que acierte a liberarlo. La secuencia del coche fúnebre, que recoge al joven vendedor y lo lleva hasta el castillo del conde. Las imágenes aceleradas, los tintes de colores, la totalidad del viaje en barco. El uso de la sombra monstruosa (una licencia poética bien entendida, puesto que, como es sabido, los vampiros carecen de sombra y de reflejo). ¡Y la última cena! Con la cabeza hundida e impasible en la carne tierna de su víctima o amada. Ser inmortal también tiene su precio: el ansia y la anorexia; la eterna soledad. Y la ventana, imagen acabada de la cárcel. ¿Lo creerás, cinéfilo? Nosferatu apenas se defendió.”

  3. Murnau quiso colorear los planos. No sé exactamente qué es lo que sucedió, pero se quedó con las ganas. Es posible que a los productores no les gustara la idea.

    Hay una edicióin en DVD con la película restaurada por Luciano Berriatúa, (quien, según parece, es el mayor experto del mundo en la filmogarfía de Murnau) en la que sí se pueden apreciar esos colores: los planos aparecen tintados (eso es lo que se utilizaba en el cine mudo, tintes de colores). Pero el patrón de color se codifica, creo, así: amarillo para los lugares con luz, ya sea ésta natural o procedente de velas; rojo para el crepúsculo, poco tiempo antes de que se oculte el sol; y verde azulado (o azul verdoso, según se mire…) para la noche cerrada.

    “Nosferatu” es, en mi opinión, una película estupenda. La deberían poner más a menudo en escuelas y universidad.

    Muy buen blog. Enhorabuena.

    ¡Un saludo!

  4. Pingback: Nosferatu | Lydia Natour

  5. Pingback: Nosferatu

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s