El Laberinto del Fauno, de Guillermo del Toro

1944. La Guerra Civil ha terminado, sin embargo un grupo de rebeldes sigue luchando escondidos entre los bosques. Ofelia es una niña que se traslada con su madre a vivir con el capitán Vidal, líder del ejercito nacional. Caminando por el bosque se encontrará un hada que la llevará frente a un Fauno, el cual le dirá que es la princesa perdida que llevan tiempo esperando.

El responsable de títulos de corte fantástico, como “Cronos” o “Hellboy”, vuelve a situar una historia con toque fantástico en el periodo de la Guerra Civil española como ya hiciera en “El Espinazo del Diablo”. Como en aquel film, la historia gira en torno a un niño (en este caso una niña), que ve cosas mientras el resto de las personas no le hace caso.
El film es una especie de “Alicia en el País de las Maravillas” oscuro y siniestro. La protagonista, Ofelia, se ve sumergida en un laberinto por el que debe cruzar varias pruebas, a cada cual más arriesgada. Tan solo tendrá la ayuda del Fauno, que le irá dando pistas, y de las hadas que la acompañan.
Pero más terrorífico que el Laberinto es la realidad que rodea a Ofelia. La sombra de la guerra es muy alargada y eso se nota en los criados, sobre todo en Mercedes, quien ayuda a escondidas a los rebeldes que se esconden. Además su madre está muy enferma debido a su embarazo, espera un hijo del Capitán Vidal, el cual manda sobre todas las personas que viven en la casa.

Del Toro sabe sacarle partido al juego entre realidad y fantasía con tramos muy bien conseguidos (la llegada y posterior entrada al árbol). Con una estética cuidadísima y el estilo visual característico del director, el film no decae en ningún momento. Cierto es que tiene ciertos fallos y que la película no llega a ser la Obra Maestra que muchos quieren demostrar. La película es fantasía, si, pero no tanto como uno espera, es decir que nadie espere ver una película completamente fantástica. Se puede decir que es una película sobre la Guerra Civil y las heridas que dejó con toques fantásticos. Aunque sea sobre la Guerra Civil, no deja de ser otra más sobre dicho periodo, pues no inventa nada ni nos cuenta nada nuevo que no sepamos. Los personajes nacionales son malos malísimos con Vidal al frente (portentoso Sergi Lopez) y los rebeldes eran los buenos. Pero la película no trata de ser un lección de historia ni mucho menos, tan solo lo usa como telón de fondo para contarnos la historia de Ofelia y su particular cuento.
El director sabe sacar partido al elaborado diseño de producción (las puertas con el fauno en el dintel, o la cama; el árbol que me recordó vanamente al de Sleepy Hollow, no obstante considero que Del Toro tiene una imaginería propia como la de Burton, y cuenta un cuento) unos solventes efectos visuales, la creación de todo tipo de criaturas inventadas por el director (en especial el Fauno y el hombre pálido), la fotografía un tanto irreal lo que da un ambiente más de cuento y una buena utilización de la música. Sin embargo no me gustó el abuso que hace del montaje a través de cortinilla utilizando los árboles, eso estaría fenomenal si tan solo lo usará cuando la niña se adentra por primera vez en el bosque, pero no siempre que cualquier personaje entre.

El reparto, bien dirigido, está formado por Sergi Lopez soberbio como el capitán Vidal, siempre serio y mandatario, marcado por la sombra de su padre y que ve en su futuro hijo el prevalecer de su apellido; Maribel Verdú está muy bien como Mercedes, criada de la casa, único apoyo de Ofelia, que ayuda a los rebeldes; Alex Angulo correcto como el doctor, un bueno hombre que quiere hacer lo correcto; Ariadna Gil está monótona en su papel de cansada Carmen, madre de Ofelia y nueva esposa del capitán; especial atención a la joven Ivana Vaquero como Ofelia, difícil papel al que la actriz borda. Mencionar a Doug Jones como el Fauno, el cual parece maquillado magistralmente en todo momento, y la breve intervención de Federico Luppi.
Notable film con atmósfera de cuento, perfectamente tratado y que es un buen complemento con la anterior película de Del Toro ambientada en la PosGuerra Civil española.

7/10

Anuncios

3 pensamientos en “El Laberinto del Fauno, de Guillermo del Toro

  1. Como hace tiempo que quiero hablar contigo y no he podido te dejo algun comentario por aquí :
    En primer lugar – cuestión de gustos- lo de los planos con los árboles me parece ligado al bosque, al hecho de que tras un árbol siempre está la mirada de ese ente que lo gobierna silenciosamente; así que su empleo me parece congruente y acertado, aún cuando esto no significa que sea de mi gusto.
    Después una pequeña matización : no he leído ninguna reseña ni crítica,aparte de la tuya, pero no me parece nada acertado decir que sea una película sobre la guerra civil española, ni tampoco que use como telón de fondo la guerra. La película incia con una frase muy ilustrativa : La Guerra Civil ha terminado. La película usa como telón los primeros y atroces años de posguerra y me parece más identificativo con esta época que con la de la guerra en sí.
    Por otra parte me parece mucho más acertada, elaborada, cuidada y de mejor gusto que cualquier otra de sus películas anteriores, donde el tufillo a “quiero una identidad propia” empañaba los filmes y donde me chirriaron más algunos “trucos” demasiado evidentes.
    Mi nota es de 7’75, incluso 8, por una bandad sonora y unas interpretaciones magníficas.

  2. Tienes razón en que la película se situa en la posguerra civil española (fallo mio en el comentario). A mi lo de los árboles si que me pareció un tanto abusivo.

    Por cierto, no se quién eres “yo”.

    Saludos.

  3. This is a movie with a simple and straightforward plot which contains layers and layers of intelligent writing, metaphors and message.

    To speak further about the script will end up in spoilers and that would be pointless since my very purpose writing this review is to encourage people to see it.

    This is no small feat, interpreting fantasy as something of a product of a real world, cross-referencing how the child acts to her real surroundings and the “other world”, metaphors that describe the accelerated state of growing up some of us are put through… Incredible. Simple, straightforward yet there is so much to be appreciated.

    Those who are saying how it’s predictable and thus not enjoyable, I ask of you, which movie nowadays aren’t predictable? Hell, even 21 grams was predictable but so damned good. It’s not about how it ends, you can always predict how a movie would end if you’ve ever taken a half-decent script writing class or have some common sense. It’s always about how well you tell a story.

    I’m grateful there are still directors who aren’t tied down to this new epidemic of including a plot twist simply because they need a plot twist.

    Pan’s Labyrinth features some of the best storytelling and attention to detail without being affected by the now ever-popular opinion of cameras having to be put through several technical difficulties to make the shots eligible to be called a brilliant shot.

    I am also grateful for them not dubbing it. Watching it in its’ original language is much, much more rewarding even if I had to rely on the subtitles for most of the time.

    This is a brilliant movie. Watch it.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s