Eragon, de Stefen Fangmeier

Eragon es un joven que vive tranquilamente con su tío en una granja en el país de Alagaesia. Un día encontrará cazando un huevo de dragón. A partir de ese momento la vida del joven cambiará, convirtiéndose en el nuevo jinete de dragón que el pueblo estaba esperando para que los liberara del temible rey Galbatorix.Ya tenía yo ganas de ver esta película, concretamente desde que visione el trailer de la misma. La razón es muy sencilla, quería comprobar si el film mantenía la cutrez que desprendía el trailer. Y la respuesta es SÍ.

Parece que desde que desde que las Sagas de “El Señor de los anillos” y “Harry Potter” aparecieron para Navidad, tienen que hacerse películas de fantasía basadas en éxitos literarios, no hay más que comprobar como hace un año llegaba a nuestras pantallas la Saga de Narnia, cuya secuela se está realizando ahora.
Este año le ha tocado el turno a Eragon, basada en el libro “El legado” del joven escrito Christopher Paolini, que según sus propias palabras empezó a escribir porque se aburría y no encontraba una historia que le atrapase, así que se puso a escribirla. Si el libro es igual que la película, y que la afirmación del chico es cierta, puedo decir que este chaval no ha visto “Star Wars” porque parece un plagio descarado. Si yo fuera George Lucas ya estaba preparando la demanda.
¿Cómo puedo decir tal afirmación, dirán los lectores y amantes del libro? Primero aclarar que yo no he leído la novela, por lo tanto hablo por lo que he visto en pantalla. Si el film comienza con una chica huyendo del terrible malvado, escondiendo el objeto que buscan y siendo este encontrado por el chico protagonista que resulta ser un granjero que vive con su tío, y encima decimos que será adiestrado por un viejo jinete de dragón, cuya estirpe desapareció hace muchos años, no dista mucho, por no decir nada, de la historia de Luke Skywalker. Luego tenemos los personajes relleno que en realidad no pintan nada, como el arquero misterioso que aparece siguiendo al protagonista para luego descubrirse como un aliado.

Ahora hablemos un poquito del film (ya que si hablo mucho puedo acabar pensando que es peor de lo que he visto). El inicio es sencillamente patético, la voz de Jeremy Irons contándonos lo que vemos en pantalla, pero entonces ¿qué utilidad tiene dicha voz en off?. Después las prisas con que se desarrollan los acontecimientos. Eragon es un granjerillo que le gusta cazar y pelearse con su primo (en una secuencia clavada a la de Piratas del Caribe en que se enfrentan Deep y Bloom en la herrería), para veinte minutos después verlo cabalgar con un pedazo de dragón y luchar contra los malos. Las situaciones que se presentan en pantalla son las de “Star Wars” pero ambientadas en una Tierra Media cutrísima. Siento repetirme con lo de la saga galáctica pero es que me ha tocado la moral tanto plagio.
Los personajes son planos a rabiar. Tan solo el personaje de Brom puede que tenga algún matiz y el que este más desarrollado (por decir algo positivo). Tampoco ayuda mucho los ridículos nombres que tienen: Brom recuerda a Krom, el Dios de Conan; el villano Galbatorix será algún primo lejano del jefe de la aldea de Asterix; Eragon muestra la poca originalidad del autor, pues es Dragón pero empezando por E; la elfa Arya puede ser la hermana de Enya pero sin orejas puntiagudas (es una elfa porque lo dice ella).

Ahora vamos a hablar del trabajo de Stefen Fangmeier tras la cámara. Me niego a llamar a este hombre director tras ver lo que ha plasmado en pantalla. Demuestra que no sabe dirigir a los actores, ni dar ritmo, ni montar una escena bien, ni nada. Tan solo se limita a hacer planos contraplanos facilones cuando hay alguna conversación. Rueda planos copiados de “Las Dos Torres” (ese Robert Carlyle frente a su ejercito con la mano alzada recuerda en extremo a Saruman). Por no hablar de las, escasas, escenas de acción, que rueda peor que Uwe Boll. El hombre solo se siente a gusto con las secuencias de FX, será que cómo es supervisor de dicha materia es donde se siente a gusto. Tan solo me ha gustado del film la pelea final entre Saphira y el Dragón Sombra.
La música de Patrick Doyle está ausente y mal utilizada. No recuerdo haber visto una película épica en que la música este tan mal insertada.
Los FX tan solo están bien en el desarrollo de la dragona. El resto parecen que se los han encargado a los novatillos de ILM que realizaron el barquito de “Poseidón” y a los que estaban aburridos de Weta.
A veces pienso donde se han ido los 100 millones de $ que ha costado el film. Porque si es eso lo que ha costado, ya puede irse esta película a encabezar la lista de “Cómo no hacer un film de aventuras”, quitándole el puesto a esa otra joya de serie Z (a la que también pertenece “Eragon”) que es “Dragones y Mazmorras”.

Del elenco interpretativo me da vergüenza hablar. John Malkovich tan solo aparece en pantalla 3 minutos, o sea, que como si no apareciese; Robert Carlyle presume de maquillaje con peluca roja; Djimon Hounsou está para dar el toque de color. El único que medio se lo toma en serio es Jeremy Irons, que aquí no está tan mal como en “Dragones y Mazmorras”, pero su seriedad hunde más el conjunto. Supongo que entre ellos se habrán chupado un buen pellizco del presupuesto.
Resaltar un nombre: Ed Speleers. El protagonista que da vida a Eragon. Si creíamos que no había nadie tan malo como Orlando Bloom nos equivocábamos. Lo tenemos aquí, y encima el muchacho ha reconocido su admiración por “Tomatito” y que quiere alcanzar una carrera como la suya. Pues yo no tengo más que decirle que ha empezado con muy bien pie. Deberían realizar una película los dos juntos. Sería la bomba.

En fin, ya no quiero seguir lapidando este film destinado para niños menores de 8 años en época de Navidad.
Tan solo espero que sea un fracaso en taquilla para que no realicen la secuela: Eldest.

2/10
P.D: Le doy un punto por la dragona, que es la que mejor actúa, medio por Irons y otro medio por la pelea de dragones final. Y gracias.

Anuncios

5 pensamientos en “Eragon, de Stefen Fangmeier

  1. me llamo malva, y en mi opinion si te consideras un/a bueno/a critico/a pues que queria decirte que no sabes valorar para nada el trabajo de las persoans porque en mi opinión la peli se merece más que 2 puntos miseros, ¿y por qué no te calificamos a ti?:
    – en primer lugar, eres una de esas personas estiradas que se creen que uno se copia de aquel, aquel se copia de mi, pues no, para que te enteres, si tienes esa actitud no te llames critico porque si no no valoras el tema de la pelicula.
    – en segundo lugar, el actor que interpreta a eragon en la pelicula lo hace bastante bien y le felicito porque hay gente que en su primer film lo ha hecho mucho peor.
    – y tercero, cuando uno es critico no se fija en otras pelis, por si no lo sabias tanto eragon como narnia como harry potter como el señor de los anillos son historias de fantasia, ¿y de que tratan las historias de fantasia? DE FANTASIA, asi que no me vengas con ese cuento chino, y si te preguntas porque digo todo esto pues te lo voy a decir, porque yo trabajo en la compañia de criticos cinematograficos de la ciudad de phoenix y estoy licenciada en periodismo, asi que si quieres ser un buen critico, ten una buena base, que yo creía que ibas a ser mas formal, pero veo que no eres mas que un zoquete que se cree steven spielberg y que su palabra es la mejor, asi que vete a dormir a tu casa, porque yo se hablar español ingles aleman frances e italiano, asi que corre y vete a dormir a tu casa, ¡¡¡¡PRINGADO/A!!!!

  2. No voy a hacer comentarios al respecto de la pardilla con ínfulas que escribió arriba 3 años atrás,(si no queréis leer lo que puso os lo resumo: POS A MI ME GUSTA, TONTO, NO TE DIGO EN QUÉ TE EQUIVOCAS, TENGO RAZÓN PORQUE HABLO 5 IDIOMAS Y SOY MEJOR QUE TÚ)
    Apenas recuerdo la película de Eragon, sólo diré que el libro es bueno, dentro de su género, claro está, no esperes un relato intimista y de prosa poética. Fui con toda la ilusión a ver el film esperando una más o menos fiel adaptación, siempre peor que el libro. La decepción fue tremenda, la historia no tiene nada que ver, los personajes secundarios planos de los que hablas en el libro eran maravillosos, los efectos especiales lamentables, y la actuación del actor principal un despropósito.
    Es clarísimamente una historia para sacar tirón del Señor de los Anillos, adaptada de una forma bastante patética, solo superada por “la brújula dorada”. Eso sí, fuera de las posibles similutudes que pueda haber con otras películas del género, yo no veo tanto plagio en el guión, la historia del granjero que resulta ser el elegido de todos los tiempos es tan vieja como viejo es el hombre. Es cutre, simplemente.
    Menos mal que no han sacado Eldest…

  3. Amiga Esther, me alegra leerte (por fin) por aquí, jeje. La película ha sido borrada de mi mente, y dudo mucho que la revisione algún día. Lo que más recuerdo es el tremendo enfado con que salí del cine, el libro estará muy bien y tal pero la película es un depropósito mayúsculo.

    Saludos 😉

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s