Series: True Blood

true-blood-posterReconozco que me interesa esta serie porque está protagonizada por mi amada, querida e idolatrada Anna Paquin y creada por Alan Ball, guionista de “American Beauty” y creador de esa otra serie imprescindible como es “A dos metros bajo tierra”, basándose en la serie de libros sobre Sookie Stackhouse de la autora Charlaine Harris.

La serie gira en torno a un pequeño pueblo de Nueva Orleans en donde empiezan a aparecer vampiros, los cuales está a punto de ser aceptados dentro de la sociedad y a tener sus propios derechos gracias a que no tienen por qué alimentarse de humanos debido a la existencia de una bebida de sangre sintética llamada Tru Blood. La aparición de Bill, un vampiro, marca a Sookie, sintiendo una atracción irrefrenable hacía él. Mientras tanto empiezan a sucederse brutales asesinatos en el pueblo que indican podrían ser obra de vampiros.
Si bien la trama no resulta muy original, por el hecho de que la protagonista se enamore del misterioso vampiro que llega a su pueblo y ella tenga poderes paranormales, el resultado se distancia de otros productos similares como “Buffy” o esa otra reciente adaptación de novelas que está haciendo furor entre las quinceañeras llamada “Twilight”, centrándose más en lo que supone para la sociedad el hecho de aceptar en su entorno a seres que se han pasado toda su existencia alimentándose de ellos. Como suele ser habitual en el guionista los diálogos son ágiles e ingeniosos debatiendo temas de vigencia actual y mostrando mundos turbios en donde los humanos no son las únicas victimas sino también los vampiros, cuya sangre es beneficiosa para el ser humano otorgando más energía y actividad sexual y se convierte en un producto muy llamativo con el que se puede traficar en el mercado negro. Ya que se trata el tema vampirico es imprescindible que haya cierto erotismo, pero tratándose de Alan Ball, el cual no tiene ningún reparo a la hora de hablar de temas tabúes por así decirlo, el sexo se convierte en un elemento más en la trama, mostrando en todos sus episodios algún que otro desnudo y escenas de sexo salvaje.
El reparto está formado por Anna Paquin como Sookie Stackhouse, la joven psíquica que se enamora del vampiro. Doy las gracias a Ball por elegirla para el papel, ya no solo porque lo haga bien sino porque además nos la muestra como vino al mundo en un episodio. Stephen Moyer es Bill Compton, el vampiro enigmático que seduce a Sookie. Moyer está estupendo y da muy bien el pego como vampiro gracias a su piel pálida, aspecto que adquiere al no utilizar maquillaje. Huelga decir que ya me gustaría ser él para clavarle mis colmillos a la Paquin. Rutina Wesley es Tara, la mejor amiga de Sookie que no puede aguantar en ningún trabajo por no callarse lo que piensa. Ryan Kwanten es Jasón, el hermano de Sookie cuyo cerebro se encuentra entre las piernas y muestra una absoluta aversión hacia los vampiros. Nelsan Ellis es Lafayette, el chapero y traficante del pueblo que se siente orgulloso de ser cómo es. En general el reparto está muy bien y da vida a ese tipo de personajes propios de Ball.
Una serie con una factura made in HBO cuyo mayor pega la encuentro en los efectos que simulan los poderes de los vampiros para moverse rápido.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s