El Imperio Contraataca (The Empire Strikes Back), de Irvin Kershner

El éxito de “La Guerra de las Galaxias” consiguió que George Lucas alcanzara definitivamente su independencia, con la FOX tan solo cómo distribuidora de las secuelas. Una vez la primera película consiguió cifras astronómicas Lucas organizó todo con vistas a la secuela.
Lo primero, y más importante, era que la financiaría él mismo, cosa nada difícil pues la recaudación en taquilla, y los beneficios del merchandising, le habían otorgado importantes beneficios. En segundo lugar creó oficialmente la ILM, su compañía de efectos especiales. Para realizar la película Lucas tuvo muy claro que no quería dirigirla, no quería volver a pasar por las mismas presiones que pasó en el rodaje de la primera película, pero sí se encargaría de supervisar todo. Así, se puso en contacto con el que fuera profesor suyo en la Universidad, Irvin Kershner, y le ofreció dirigirla. Kershner se mostró reacio debido al gran éxito de la primera película pero finalmente aceptó. Las órdenes de Lucas fueron muy claras, quería una película superior en todo a la primera.

El rodaje no estuvo exento de problemas. Las escenas exteriores del Planeta Hoth se rodaron en Noruega, sufriendo temperaturas heladas y vientos de gran velocidad. El actor Mark Hamill sufrió un accidente poco antes del rodaje quedando su rostro levemente desfigurado, con lo que insertaron la escena de inicio, en que el wampa lo ataca golpeándolo en la cara, para justificarlo. Un nuevo personaje debía ser una marioneta y eso conllevo una planificación más cuidada para que no pareciera falso.
El presupuesto fue el triple de la primera película y por poco el film no se termina, ya que el banco les negaba más dinero del solicitado. Afortunadamente la FOX no iba a permitir quedarse sin una película que volvería a otorgar grandes beneficios y ofreció participar, pero el film se concluyó con éxito y no hizo falta.

La película fue finalizada y se estrenó tres años después que su antecesora, el 21 de Mayo de 1980.

El Imperio Contraataca

Hace mucho tiempo, en una galaxia muy, muy lejana….

Son tiempos adversos para la Rebelión. Aunque la Estrella de la Muerte ha sido destruida, las tropas imperiales han hecho salir a las fuerzas rebeldes de sus bases ocultas y las persiguen a través de la galaxia.
Tras escapar de la terrible tropa imperial, un grupo de guerreros de la libertad, encabezados por Luke Skywalker, ha establecido una nueva base secreta en el remoto mundo helado de Hoth.
El malvado Lord Darth Vader, obsesionado por encontrar al joven Skywalker, ha enviado miles de sondas espaciales hacia las infinitas distancias del espacio….

Los rebeldes en Hoth: Luke, Han y Leia forman parte de la Rebelión que lucha contra el Imperio. El antaño joven granjero es ahora comandante y sigue los caminos de la Fuerza que le inculcó Obi-Wan. En una salida de reconocimiento es atacado inesperadamente por un wampa y llevado a su cueva, de la que escapa cortándole el brazo con su sable láser.
Mientras tanto, en la base, Han piensa marcharse, pues su cabeza tiene un precio a no ser que pague a Jabba, el Hutt, lo que le debe. Leia le pide que se quede, a lo que Han le pregunta si quiere que se quede por los rebeldes o por ella. Al descubrir que Luke no ha vuelto Han sale en su busca. Luke, perdido en la nieve que inunda el Planeta tiene la visión de Obi-Wan diciéndole que debe ir a Dagobah y encontrar a Yoda, el Maestro Jedi. Luke es encontrado y salvado por Han, quien lo introduce en su Taun Taun para que entre en calor. Tras pasar la noche regresan a la base, en donde Luke se recobrará.

La Batalla de Hoth: Las Fuerzas Imperiales dirigidas por Lord Darth Vader abordo de su nave Destructor Imperial localizan a los rebeldes en Hoth tras perder un robot sonda. Vader da la orden de entrar en combate, aprovechando el factor sorpresa, y destruir el generador que otorga energía a los rebeldes.
Los rebeldes captan a la avanzadilla imperial y ponen en marcha el plan de evacuación, disparando su cañón de iones para que así puedan huir los transportes. Los soldados se preparan en las trincheras a la llegada de lo cuerpos de asalto imperial, mientras los pilotos, con Skywalker al mando, montan en su snowspeeders para combatir a los gigantescos AT-AT. La batalla da rienda suelta con disparos por parte de ambos bandos.
En la base, Leia debe ser escoltada al último transporte de salvamento, pero un desplome de nieve lo imposibilita y hace que Han la lleve con él en el Halcón Milenario. Los rebeldes pierden la batalla y Lord Vader toma tierra inspeccionando la base rebelde, pero perdiendo al Halcón Milenario, que logra escapar en el último momento. Luke por su parte, finalizada la batalla, pone rumbo a Dagobah.

Persecución por el campo de asteroides: Han, Leia, Chewbacca y C3PO a bordo del Halcón Milenario intentan huir de los destructores imperiales. Al descubrir que la hipervelocidad no funciona Han decide adentrarse en un campo de asteroides, en donde los cazas del Imperio tendrán más dificultades de alcanzarlos. El plan de Solo da resultado, hasta llegar a un asteroide gigante en donde esconderse por un tiempo, al menos hasta que pueda solucionar el problema de la hipervelocidad.
Dentro de la gruta elegida la atracción entre Han y Leia va en aumento hasta llegar a besarse, momento que entorpece C3PO. Extraños temblores hacen que la nave se tambalee. Al salir fuera de la nave para inspeccionar qué extrañas criaturas se esconden, descubren que se encuentran dentro de un gusano espacial y eso los hace huir rápidamente y volver a plantar cara a las naves imperiales. En una muestra de valentía Solo planta cara de frente a los destructores y desaparece de sus radares al solaparse a uno de ellos. Una vez las naves imperiales descarguen la basura Han se desprenderá y desaparecerá, no sin ser perseguido por el cazador de recompensas Boba Fett, pues Vader ha ofrecido una elevada suma para quien los capture.

La obsesión de Vader: Darth Vader se muestra más cruel que nunca incluso con sus oficiales, a los que no duda eliminar si fallan. Tras ser derrotado en Yavin su mayor obsesión es encontrar a Luke Skywalker, sobre quién notó una intensa presencia de la Fuerza. Sus sospechas se ven resueltas una vez hable con el Emperador Palpatine, Señor del Sith, su maestro. El Emperador le comunica que él también ha notado una perturbación en la Fuerza y que tienen un nuevo enemigo, Luke Skywalker. La mayor preocupación de ambos es que puede tratarse del hijo de Anakin Skywalker, algo que coge a Vader por sorpresa. El Emperador exige que Luke sea eliminado pero Vader propone una idea mejor, atraerlo al Lado Oscuro para que lucha de su lado. Sorprendido pero satisfecho, a Palpatine le parece una buena idea. El hijo de Skywalker se unirá a ellos o morirá.

La sabiduría de Yoda: Luke llega a Dagobah junto a R2-D2. El Planeta es un gran pantano en que parece no proliferar la vida, pero sin embargo Luke siente una gran presencia en él. Tras un momento en el Planeta, Luke se encuentra con un pequeño ser verde de orejas puntiagudas. El pequeño personaje parece travieso inspeccionando todos los artilugios de Luke, hasta que escucha que el joven busca a un poderoso Jedi. Entonces le comunica que él puede ayudarlo a encontrar a Yoda. Invita a Luke y R2 a su pequeño hogar y los invita a comer. Tras un instante el nuevo amigo se presenta como Yoda, comunicando a Luke que es muy mayor para comenzar su aprendizaje, aunque Obi-Wan, desde el averno de la Fuerza, interfiera diciendo que aprenderá rápido. Yoda accede a duras penas, y adiestra a Luke tanto física como mentalmente. Un Jedi no debe sentir miedo, ni ira, pues son esos caminos los que llevan al Lado Oscuro, mucho más rápido y seductor de conseguir. Luke siente una gran presión, fracasando en la terrorífica prueba de la cueva y en su intento por sacar su nave del pantano. Él cree que eso es imposible, y por eso fracasa. Yoda le demostrará que nada es imposible, pues él, con su diminuta estatura, consigue elevar el X-Wing sin mayor problema a través de la Fuerza.
La visión de Luke hacia sus amigos y el miedo a que estén en peligro lo hacen abandonar Dagobah en contra de las recomendaciones de Yoda y Obi-Wan. Kenobi le recomienda tener paciencia en su lucha contra Vader. El joven se marcha prometiendo volver para finalizar su adiestramiento. Obi-Wan le dice a Yoda que Luke es su única esperanza, pero el pequeño maestro lo contradice afirmando que hay otro.

La traición de Lando Calrissian: Leia, Han, C3PO y Chewbacca buscan un planeta en donde poder esconderse hasta arreglar la hipervelocidad. En el sistema que están se encuentra Bespin, un planeta minero administrado por Lando Calrissian, antiguo amigo de Han. En principio parecen tener problemas en conseguir el permiso de aterrizaje pero lo consiguen siendo recibidos en la ciudad nube por Calrissian, el cual simula estar muy enfadado con Han para acabar dándole un fuerte abrazo. A pesar de eso Leia no confía del todo en el administrador de Bespin. C3PO es desintegrado misteriosamente y encontrado por Chewie, alarmando a Leia y Han. Lando los invita a tomar algo con él amigablemente para llevarlos a un salón en donde los espera Darth Vader. El Imperio se les adelantó por culpa de Boba Fett y Lando no tuvo elección.
El plan de Vader consiste en atraer a Luke hasta él utilizando a sus amigos y acabar congelándolo en carbonita. Puesto que el aparato de carbono no ha sido utilizado en humanos Vader decide probarlo con Solo, el cual será entregado a Boba Fett, quien lo llevará a Jabba. Han pide a Chewie que cuide de la Pincesa. Leia le da un último beso antes de ser introducido en la máquina y le dice que lo quiere, a lo que él responde que lo sabe.
Tras ser entregado Han al cazarrecompensas, Lando salva a Leia y Chewie de las garras del Imperio e intentan salvar a Han sin éxito.

La revelación de Darth Vader: Luke llega a la ciudad nube, en donde descubre que hay miembros del Imperio. Como Vader planeó, el joven Skywalker es guiado donde se encuentra él para introducirlo en la máquina de carbono. Frente a frente Luke y Vader se baten en duelo, demostrando el muchacho lo mucho que ha aprendido de la Fuerza, a lo que Vader reconoce estar muy impresionado.
El combate va progresando hasta que Vader acorrala a Luke utilizando el Lado Oscuro para terminar cortándole la mano en donde blande la espada láser. El muchacho, indefenso, va retrocediendo hasta no tener más que al vacío bajo sus pies. Vader le dice que Obi-Wan no le dijo la verdad sobre lo que le pasó a su padre, a lo que Luke le responde con odio que le dijo lo que necesitaba saber, que Vader lo mató. El Señor Oscuro del Sith lo mira fijamente revelándole que eso es mentira, puesto que él es su padre. Incrédulo, Luke decide saltar e introducirse en un conducto que lo saca al exterior de la ciudad nube. A través de la Fuerza Luke se comunica con Leia, que ha escapado con Lando, Chewie, C3PO y R2, y le pide que vuelva a rescatarlo. La Princesa da media vuelta con el Halcón y rescata a Luke, que no sale de su asombro ante la noticia que le ha dado Vader.
Ya en Dantooine, con el resto de la flota rebelde, Luke se recupera con Leia y los androides a su lado mientras Lando parte con Chewie a Tatooine para rescatar a Han.

La Venganza de Darth Vader

Una película superior en todos los aspectos a “Star Wars”. Eso fue lo que George Lucas pidió a Kershner y eso fue lo que el director ofreció. Un film que llevaría más allá lo mostrado en el anterior film y que convertiría a los personajes en míticos.

“El Imperio Contraataca” posee, desde el mismo título, un marcado tono oscuro y pesimista. Nada más comenzar la cinta Luke es atacado sufriendo heridas; la Rebelión se siente acorralada frente al Imperio, que gana mucha más fuerza; Han Solo acaba congelado en carbono; Luke pierde una mano. Todo son adversidades para nuestros protagonistas, incluso cuando Luke se entrena con el maestro Yoda la película desprende inquietud y un grado de premonición en el momento en que Luke se enfrenta en la cueva a Vader y descubre tras la máscara su propio rostro. Él puede llegar a ser como Vader y caer bajo el manto del Lado Oscuro, eso será algo que tema mucho más una vez sepa la verdad sobre la personalidad del Señor Oscuro.
Estamos ante la película del Imperio, el film de la Saga que tiene a Darth Vader más Darth Vader que nunca. Si “La Guerra de las Galaxias” hizo de él un gran villano, “El Imperio Contraataca” lo convierte por derecho propio en uno de los más grandes personajes de la Historia. Aquí Vader deja de ser el malo vestido de negro para mostrarse como un ser terrorífico que no responde ante nadie más que ante el Emperador, quien le ordena ocuparse de Luke Skywalker. Gracias al enfrentamiento contra Skywalker el personaje de Vader alcanzará la categoría de protagonista absoluto, ya no solo en la película presente sino de todo lo que significa “Star Wars”. Ahora todo el mundo lo sabe, pero cuando se ve por primera vez la película y llega el momento en que Darth Vader le dice a Luke que es su padre la reacción en el espectador es similar a la que protagoniza el joven Jedi, de un pasmoso terror. Queremos que sea mentira pero sabemos que es verdad. Es uno de los momentos que queda grabado en la mente de todo cinéfilo, un impactante golpe que transforma por completo al personaje de Vader, al que comenzamos a dejar de ver como un simple villano para adquirir poco a poco la naturaleza de personaje trágico que acrecentará su leyenda en la posterior película.

La película posee tres tramas arguméntales. Los caminos de nuestros héroes se parten en dos, Luke pone rumbo a Dagobah para alcanzar el rango de Jedi mientras Leia y Han intentan huir del Imperio y llegar a Dantooine.
La trama de Luke es la del joven que busca alcanzar el máximo nivel en el uso de la Fuerza, algo que no conseguirá en esta película. Su adiestramiento con Yoda es de lo más celebrado de toda la Saga, gracias al carisma que desprende el pequeño maestro verde.
La trama de Han y Leia incrementa las dosis de romanticismo. Desde el primer momento se nota entre ambos atracción, algo que ya se intuía en el primer film cuando Han le guiña el ojo al final. Ambos protagonizarán intensos momentos en Hoth, para sentirse más apegados en su huida dentro del Halcón, en donde se dan su primer beso, hasta el triste episodio de Bespin, en donde se declaran el amor que sienten el uno por el otro en esa maravillosa y emocionante secuencia en que Solo es congelado.
Darth Vader protagoniza su propio hilo argumental convirtiéndose en el cazador del Halcón Milenario y en la pesadilla de Skywalker. El malvado Señor del Sith no cesará hasta conseguir lo que quiere. Aquí observamos cómo es la mano derecha del Emperador y cómo se regenera en su cámara de la meditación, en donde podemos echar un vistazo, de igual forma que sus hombres, a las terribles cicatrices de su cabeza, las cuales son debidas al enfrentamiento contra Obi-Wan en su juventud.

El trío Luke-Leia-Han ya daba síntomas de ser un trío amoroso en el primer film, y aquí sigue desarrollándose hasta dejar los sentimientos de cada uno más claros. Luke siente cariño hacia Leia desde el momento en que la conoció, incluso declaró sentirse interesado por ella. En este film su relación con Leia sigue siendo afectuosa, como comprobamos al final, pero no vemos en ella la misma pasión que en la pareja Leia-Han, sino algo diferente que nos será revelado en el último episodio. Por su parte la Princesa de Alderaan y el capitán del Halcón Milenario echan chispas cada vez que están juntos, demostrando ser una pareja destinada a amarse.

Irvin Kershner hizo un trabajo de dirección sobresaliente. Toda la película posee intensidad y nos atrapa sorprendiéndonos una vez más ante lo que vemos, y ya no solo a nivel de efectos, sino de argumento.
La secuencia bélica en Hoth es impresionante, con los AT-AT luchando contra los snowspeeders y las naves de pasajeros escapando de los disparos de los destructores imperiales. La persecución por el campo de asteroides es de las que te dejan sin aliento. El duelo entre Luke y Darth Vader se aleja del realizado en la anterior película entre Vader y Kenobi para ganar en velocidad, energía y dinamismo, gracias a una coreografía mucho más elaborada y a una puesta en escena más dramática, con un ambiente predominantemente oscuro.
Las escenas de Yoda desprende solemnidad en todo momento, teniendo al pequeño maestro como absoluto protagonista en cada una de ellas. La revelación de Darth Vader a Luke es impactante gracias, ya no a la misma, sino a lo bien preparada que está. No sería igual que lo dijera mientras combaten, ni antes. No. Tenía que ser en ese momento, con Luke derrotado e indefenso, cuando Vader le dice una verdad que le hará más daño que la muerte.

El guión lo escribieron Leigh Brackett junto a Lawrence Kasdan superando al del primer film. La relación entre Han y Leia está muy bien planteada y no parece nada forzada. Al personaje de Yoda le caracterizaron con hablar cambiando los elementos gramáticos en las frases, bien podía ir el verbo al principio como al final. En cuanto a los droides, siguieron utilizándolos para otorgar a la aventura algo de respiro frente a un conjunto completamente serio. El gran golpe de efecto de Vader fue la guinda para el guión más perfecto de la Saga.
Hay que citar que el toque dramático de congelar a Han Solo era mucho más impactante en un primer borrador, pues Kasdan era partidario de matar al personaje, algo lógico debido a que Harrison Ford firmó por dos película y no por tres como el resto, pero Lucas al final decidió que no muriera, sino que quedara en hibernación. Ya se preocuparía por convencer a Ford para la próxima.

De nuevo encontramos referencias a Kurosawa y guiños a diferentes géneros cinematográficos. La batalla de Hoth es una gran secuencia que rememora las películas bélicas ambientas en la II Guerra Mundial. El ayudante de Lando Calrissian recuerda a los protagonistas del primer film de Lucas, “THX 1138”. La secuencia dentro del gusano espacial posee suspense, de la misma forma que lo poseía el del destructor de basura del primer film. El personaje de Lando Calrissian es como Judas, pues vende a su amigo con tal de no estar a merced del Imperio. Yoda está basado en el personaje de Dersu Uzala del maestro japonés.

La Banda Sonora de John Williams es todo un portento de creatividad que enriquece lo establecido en el primer film. Williams compuso unas composiciones originales sin olvidar la base del anterior film creando temas inolvidables como el de Yoda o, mi favorito, el del Imperio, que no es otro que el de Darth Vader, más conocido como Marcha Imperial.
El montaje vuelve a encadenar las secuencias mediante cortinillas. Aunque en el primer film el duelo entre Kenobi y Vader se encadenaba con otras acciones sería a partir de aquí cuando se implante el estilo de narrar los duelos, siempre alternándolo con otros acontecimientos. En esta ocasión el duelo de Vader con Luke se narrará en paralelo con la huida de Leia, Lando y compañía.
La Dirección Artística vuelve a deslumbrarnos a través de las naves y los nuevos planetas que aparecen: Hoth, Dagobah y Bespin.
Los efectos especiales tienen un acabado mucho mejor, con especial cuidado en las secuencias de combate, en donde el espectáculo roza lo indescriptible.
El vestuario pega un gran paso adelante a través de unos atuendos mucho más ricos en detalles, además la coraza de Darth Vader reluce como nunca.

El elenco de la primera entrega repite para engrandecer a sus personajes. Mark Hamill ofrece un Luke Skywalker mucho más complejo. Ya no es ese muchacho soñador, sino un hombre que ha emprendido el viaje en busca de la Fuerza y que deberá debatirse por escoger el camino correcto. Su interpretación es clave para que el personaje de Yoda sea creíble. Carrie Fisher da vida a la Princesa Leia con carácter, para terminar demostrando que tras esa coraza de mujer difícil se esconde un corazón que sufre. Harrison Ford volvió a ser Han Solo de forma sobrada, y es que este personaje tiene carisma gracias a Ford, que improvisó ese “Lo sé” tan memorable. Alec Guinness participó de nuevo para aparecer brevemente como Obi-Wan en forma de espectro que aconseja a Luke. David Prowse volvió a prestar su cuerpo y gestos a Vader, mientras James Earl Jones lo dotó de su, ya inseparable, voz. Billy Dee Williams se incorporó al reparto para dar vida a Lando Calrissian. La elección de Williams se dice que fue porque un grupo de personas se quejó de que en la primera película el único personaje “negro” era Vader, y era el malo, así que decidieron que Calrissian fuera un actor afroamericano. Para Yoda, cuyo rostro está basado en el de Albert Einstein, se creó una marioneta guiada por Frank Oz, quien también le otorgaría sus cuerdas vocales.

La película recibió elogios de todo tipo demostrando, al igual que hizo “El Padrino. Parte II” antes, que una segunda parte podía ser tan buena, o mejor, que su original.
Como era de esperar arrasó en taquilla y recibió tres nominaciones a los Oscars, Mejor Banda Sonora, Dirección Artística y Sonido, ganando éste último junto otro especial a los Efectos Especiales.

Como el primer film, la película fue sometida a una restauración de imagen y sonido, con retoque en los efectos especiales y una visión de Bespin mucho mas trabajada. En 2004, para el DVD, se modificaría la secuencia en que Vader mantiene la conversación con el Emperador sustituyendo el antiguo holograma, que era de una mujer, por Ian McDiarmid, Palpatine en todas las cintas, y alterando ligeramente el dialogo para que así tuviera sentido la Saga al completo.

“El Imperio Contraataca” es la Joya de la Saga. Una película intensa, oscura, emocionante. Vuelve a ofrecer un gran espectáculo con una historia mucho más profunda e impactante. Una Obra Maestra.

Lo Mejor: Todo.

Lo Peor: Nada.

Anuncios

8 pensamientos en “El Imperio Contraataca (The Empire Strikes Back), de Irvin Kershner

  1. Yo creo que esta segunda entrega de Star Wars es la mejor de cuantas se han rodado, hasta el punto de ser verdaderamente una obra maestra del la ciencia-ficción, momento bisagra y cumbre en el cual gira la trama, una vez que conocemos la verdadera identidad de Darth Vader. A esta mejoría y madurez contribuyeron sin duda los guionistas Lawrence Kasdan y Leigh Brackett.

  2. Hola,

    Para mi, sin duda la mejor de la saga con diferencia, seguida por la primera claro. Una de las mejores secuelas que ha dado el cine, la más profunda de la primera trilogía y la que también dio las mejores interpretaciones.

    Inolvidable el momento Darth Vader e hijo. Una joya.

    Saludos!!

  3. Hola a ambos, la verdad es que me hubiera encantado poder asisitir al estreno de la película en su momento para sentir la reacción de toda la sala en el momento en que Vader revela ser el padre de Luke, pero claro, aún no había venido al mundo.
    Afortunadamente pude vivirlo, no de la misma manera, siendo un renacuajo en casita, y me impactó, ¿cómo no?

    Saludos 😉

  4. Que puedo decir, para mi la mejor pelicula de toda la saga, mi preferida y una obra de arte del cine de ciencia ficcion. Y con una de las frases mas celebres de la historia: Yo soy tu padre.

  5. Impresionante film y gran post el que te has trabajado amigo…creo que el Impero crece con el tiempo. Cuando yo la vi de pequeño me desconcertó una barbaridad. NO tanto lo de Vader como padre de Luke, sino que le cortara la mano o que Han Solo fuera congelado o que la película no tuviera un final claro…todo aquello de niño me desconcertó mucho…
    Vista más tarde y muchas más veces, obviamente estamos ante la joya de la saga, oscura, violenta… con un Harrison Ford impresionante, con esa batalla en Hot totalmente espectacular, esos vuelos del Halcón Milenario…el momento de la congelación de Han Solo…y ese paraje de Dagobah, donde Luke sufre esa experiencia terrible…
    Vas a acabar haciendo que vuelva a ver la saga completa otra vez!!!

  6. Ya han pasado 30 años desde su estreno.
    Hace mas de 30 años que me tocò verla y yo si vì como reaccionò la gente.
    Fuè tal el impacto de la confesiòn de Vader, que en la sala en su total lleno solo existiò el silencio. El silencio abrumador del espectador, aun los niños. Al terminar la pelicula hubo algo que no existe ahora. El reconocimiento de expectador con un estruendoso aplauso. Cabe mencionar que George Lucas hizo una magnifica eleccion para dirigir esta obra maestra de la ciencia ficcion. Irvin Kershner. No cabe duda que es la mejor pelicula de toda la saga. Ni siquiera sus precuelas con todo y efectos actuales la supera.
    EMPIRE STRIKES BACK FELIZ 30 ANIVERSARIO!!!

  7. Cuando la ví, no podia creerlo…Vader es el padre de Luke??? siempre creí que el Lord Sith mentía….hasta el Retorno del Jedi….

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s