Sin compromiso, de Ivan Reitman

Emma y Adam se conocen desde hace años. Un día deciden comenzar un relación centrada únicamente en encuentros sexuales con la condición de que nunca se enamoren.

Natalie Portman tuvo que agotarse en exceso durante el rodaje de “Black Swan”, sólo así se explica que las últimas películas estrenadas por la actriz sean meras producciones de consumo rápido destinadas al gran público.
“Sin compromiso” gira en torno a una relación de amigos con derecho a roce, algo que parece estar en alza hoy día ya que pronto se estrenará otro film de igual índole protagonizado por Mila Kunis (casualmente coprotagonista con Portman de la cinta de Aronofsky) y Justin Timberlake. El planteamiento podría dar para algo medianamente interesante que explique cómo han cambiado las relaciones hoy día debido a los apretados horarios laborales, al miedo al compromiso y a la independencia que sienten multitud de personas. En el caso de Emma, que es en quien más se ven estos rasgos, necesita una persona con la que desahogarse sexualmente pero no para tener una relación debido al ajustado horario de su trabajo (trabaja en un hospital como médico), esto la lleva a hacer un pacto con Adam, el cual acaba de sufrir un duro golpe emocional y sólo quiere acostarse con alguien por mero placer. Desafortunadamente el film acaba siendo una comedia romántica más, altamente predecible, y en la que solo puede destacarse el trabajo de los actores.

Ivan Reitman se ha encargado de dirigir la película. El que hace años fuera un acertado director de comedias (tal vez sin personalidad pero competente) parece haberse convertido en un director de encargo que ha perdido su chispa, quedando relegado a productos como “Mi SuperExnovia” o la presente, la cual, eso si, está rodada con estilo clásico, al servicio de los actores. Los chistes y gags pertenecen a la escuela de las recientes comedias juveniles, casi todos basados en el sexo y el mal gusto. Al menos se puede decir que la película no aburre, sobre todo si se es fan de alguno de los actores que aparecen.
Natalie Portman y Ashton Kutcher dan vida a los protagonistas de manera correcta, aunque lo más importante es que existe química entre ambos (no excesiva, pero menos da una piedra). Ella está muy simpática en sus escenas con unas copas de más y él sigue demostrando lo bien que se le dan este tipo de films. Del elenco destacan el gran Kevin Kline, el cual haga lo que haga siempre es bien recibido, aquí dando vida al padre de Adam, una antigua estrella de la televisión que sigue alardeando con su anticuado eslogan, y un muy secundario Cary Elwes como doctor del hospital en que trabaja Emma.

“Sin Compromiso” es una comedia romántica del montón que de no ser por quien la protagoniza no tendría mayor interés.

Lo Mejor: Los actores.

Lo Peor: No aporta nada nuevo.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s