CivilWarPosterDespués de la segunda entrega de “Los Vengadores” y de presentar al Hombre Hormiga, MARVEL da el pistoletazo de salida a su Fase 3, que desembocará en la muy esperada “Infinity War”. Para ello la casa de las Ideas ha optado por el Centinela de la Libertad en la que es su tercera película, aunque no sea tan individual como las dos anteriores. Cuando se anunció el título de la nueva entrega del Capi muchos aficionados al comic nos emocionamos desorbitadamente. Civil War. Ni más ni menos. Entonces aparecieron, como siempre, todas las especulaciones posibles sobre el proyecto, muchas de las cuales han sido desmontadas una vez visto el resultado, el cual sigue siendo tan notable como la previa “El Soldado de Invierno”.

Vengadores Desunidos

Civil War fue todo un acontecimiento comiquero. Siguiendo la estela de otras grandes publicaciones previas, se trataba de reunir en una misma historia grupal a todos los personajes del Universo MARVEL y enfrentarlos debido a la creación de un registro de superhéroes en que se desvelará la identidad secreta de cada uno de ellos. Además de la trama troncal, se fueron publicando números independientes de cada personaje que detallaban aún más en qué consistía dicho conflicto y cómo afectaba su situación. El comic bien podría haber funcionado como colofón final de la Saga cinematográfica, pero llevarlo a cabo tiene un problema crucial que va más allá del enorme presupuesto que supondría. Los derechos cinematográficos de muchos personajes (X-Men por ejemplo) no pertenecen a Disney. Personalmente diré que a nivel general me gustó la historia (a pesar del caos que resulta el tener que encauzar todo y seguir un orden de lectura coherente), pero no me pareció de lo mejor que he leído dentro del Noveno Arte. Claro que, por otra parte, fue un disfrute contemplar viñetas ya memorables como la revelación de Spider-Man o el enfrentamiento entre Iron Man y el Capitán América, la cual ha sido fielmente representada en la película presente consiguiendo, para mi gusto, uno de los mejores planos dentro del cine de superhéroes reciente.

MARVEL es consciente del Universo que está creando, y de hecho si sigue el ritmo y la calidad presente dentro de unos años merecerá la pena estudiarlo con detenimiento. “Capitán América: Civil War” demuestra cómo saben hilar tramas y jugar con los personajes ampliando el mundo de cada uno de ellos. La tercera entrega de las aventuras de Steve Rogers continua la trama abandonada en “El Soldado de Invierno” sobre la búsqueda de Bucky, de la misma forma que retoma los acontecimientos posteriores a “La Era de Ultrón”, con el supergrupo como defensor de peligros en todas partes del mundo. Sin embargo las heroicidades del equipo no acaban siendo tan gloriosas como cabría esperar. Las bajas civiles llegan a ser mayores que las de los criminales y eso hace que la ONU entre en escena y les obligue a actuar de ahora en adelante bajo sus ordenes. Dicha orden crea una grieta en el equipo. Por un lado Tony Stark accede debido a su sentimiento de culpa, y a él se unen Rhody, Visión y, sorprendentemente, Natasha. Sin embargo, Steve Rogers se niega a volver a aceptar ordenes de cualquier organismo gubernamental que sólo piense en defender intereses propios. A su lado se encuentran en un principio Sam y Wanda, la cual es vista por muchos como un monstruo. Así comienza el conflicto, que acaba estallando con la aparición en escena de Bucky Barnes.

CivilWar1

Parecía que el personaje de Bucky pertenecería solamente a la trama del Capitán América, sin embargo, y aquí está uno de los mayores logros del film, logra ser impulsor de la trama y objeto de disputa. Por si eso fuese poco justifica la gran presencia de Tony Stark en el film, subrayando la importancia que tienen los actos pasados en nuestra vida y cómo algunas cosas no prescriben en nuestra memoria. Podría decir, como se ha llegado a decir en muchos otros sitios, que “Civil War” es hasta la fecha la película MARVEL más ambiciosa de todo su Universo. No sólo logra continuar la historia de Steve Rogers, siempre fiel a sus amigos, sino que desvela más detalles sobre Tony Stark, así como también vuelve a narrar una historia muy coral en donde casi todos los personajes tienen su minuto de gloria. Sobre éste último hay que citar la sabiduría a la hora de incorporar nuevos miembros al equipo. Conocemos al Príncipe de Wakanda T´Challa, quien viste el traje de Black Panther empujado por la justicia y la venganza, y cuya presencia queda más que justificada dentro del argumento. Ant-Man oficialmente entra en acción con el grupo. Y para el final, aunque no menos importante, citar la incorporación del personaje más querido dentro del Universo MARVEL. Spider-Man. Y si, mola mucho. Se abandona el tono trágico o empalagoso y se opta por un personaje fresco, dicharachero y parlanchín afín a la época dorada del personaje. Un logro que, espero, siga brillando en su inminente (nueva) aventura en solitario.

Los hermanos Russo repiten con el Centinela de la Libertad con un resultado más que decente, aunque no tan brillante como en la anterior entrega. La película fluye con acierto pero sin la fuerza que, por ejemplo, Joss Whedon ofreció en las anteriores reuniones superheroicas, donde el guion acababa reforzado por su puesta en escena. Aquí tenemos lo contrario, un libreto preocupado por los personajes pero al que los directores no saben sacar todo el jugo. Las secuencias de diálogos resultan demasiado funcionales, aunque, por fortuna, se equilibran con las secuencias de acción, tan abruptas como el montaje frenético que las narran. A destacar la persecución por la carretera, vibrante, y la gran set piece del aeropuerto, cargada de inventiva para con todos los personajes. Tras ella parece que el film no va a poder alcanzar semejante cima, pero lo hace con ese enfrentamiento final en donde la emoción está en concordancia con los golpes que se dan. En resumen, los treinta minutos finales del film son de lo mejor de MARVEL STUDIOS.

CivilWar2

El guion vuelve a estar firmado por Christopher Markus y Stephen McFeely, los cuales toman como punto de partida el famoso comic de Mark Millar sustituyendo el registro de superhéroes por el control de la ONU. El conflicto queda tan claro como los intereses de Steve y Tony, quienes, tras muchos rifirrafes, acabarán convertidos rivales. Además de saber jugar con el personaje de Bucky es de mención el papel de Zemo, misterioso rival que adquiere una naturaleza trágica y se convierte en uno de los mejores villanos cinematográficos de MARVEL.

La música de Henry Jackman brilla mucho más que en la anterior gracias en especial al tema heroico principal, y los efectos especiales sorprenden en la gran secuencia del aeropuerto y en el brutal rejuvenecimiento de Robert Downey Jr.
Del reparto vuelven a destacar Chris Evans y Robert Downey Jr. El primero se muestra mucho más combativo con sus compañeros aunque sin perder la nobleza y entereza que siempre le han caracterizado. El segundo vuelve a sorprender interpretando a Tony Stark de forma mucho más contenida y humana. Parecía que Downey Jr. seguiría el camino fácil de poner muecas, pero no, transmite todo el dolor que experimenta Tony tanto al principio como al final. Sobre las nuevas incorporaciones, Chadwick Boseman convence como Black Panther, Daniel Brühl está notable como Zemo y el joven Tom Holland se perfila como un más que digno Peter Parker. Martin Freeman es un agente de Defensa con malas pulgas. También aparece la gran Marisa Tomei como regalo de adelanto de lo que su (hot) Tia May puede aportar, más aún si la unes a Downey Jr. (coincidieron en “Chaplin” y “Solo Tu”). William Hurt retoma el papel del General Ross que ya desempeñara en “El Increíble Hulk” siendo aquí el portavoz de los intereses de la ONU para con el supergrupo. Sobre el resto poco que añadir, todos se muestran cumplidores, sin grandes alardes pero tampoco molestando.

“Capitán América: Civil War” es una nueva muestra de que en MARVEL se saben hacer las cosas, aunque no por ello hay que entrar en comparaciones absurdas con la otra película grande del año que ha enfrentado a dos iconos del cómic. Son muy diferentes. Civil War deja el listón alto dentro del Universo MARVEL, con la promesa de alcanzar algo realmente épico en las futuras entregas grupales.

Lo Mejor: Lo bien planteado que resulta en conflicto. Las secuencias de acción. El tramo final.

Lo Peor: Los Russo se muestran muy funcionales en las escenas dramáticas.