Sufre, de Chema Caballero

En un mundo plagado de Sufrimiento, todos Sufrimos. El sufrimiento es una espiral donde reina el caos. Transforma la luz en oscuridad. En un mundo donde no hay Dios solo puedes destruirte o ser destruido.

“Sufre” fue llevado a cabo por Chema Caballero, un joven que desde niño mostró cualidades para la interpretación y que se ha ido formando con el paso de los años, primero en grupos de teatro granadinos y luego en la ESAD de Málaga, en donde actualmente finaliza Interpretación y estudia Dirección.

Sigue leyendo

Anuncios

¡¡ Granagedón !!

El pasado mes de Julio, concretamente el fin de semana del 16 al 18, se celebró el 48 Hour Film Festival en Granada, un certamen de cortometrajes que tiene la peculiaridad de realizar un corto en apenas 48 horas, comprendiendo desde la escritura de guión hasta el montaje y demás postproducción que requiera el proyecto. Los grupos participantes debían ceñirse al género que les había tocado a suerte, en nuestro caso fue falso documental. Las reglas inquebrantables eran que aparecieran lugares característicos de la ciudad, la frase “¿Sabes qué? Me he fijado que eres un debutante”, integrar como objeto un ventilador y el personaje de Pepe el peluquero.
Un servidor tuvo el privilegio de participar, gracias a la mediación de mi amigo Alejandro Colera, en el cortometraje “Granagedón”, dirigido por Mar Delgado y Esaú Dharma, que se alzó como triunfador del certamen consiguiendo 6 Premios: Mejor Cortometraje, Dirección, Montaje, Fotografía, uso del Objeto y uso de la línea de diálogo.
Pero para mi lo mejor no fue eso, sino el trabajar con gente tan maja, y con talento (y no lo digo por peloteo, que conste), como son los directores y todo el elenco, los cuales aportaron una gran cantidad de ideas para que el corto acabara siendo lo que es, y a los que mando un saludo.
Sin más, les dejo con el cortometraje en cuestión. Disfrútenlo.

Cortometraje: La Dama y la Muerte

El próximo 7 de Marzo puede ser, y esperamos que así sea, otra gran noche para la compañía granadina Kandor Graphics, quien hace poco más de una semana recogía el Goya a Mejor Cortometraje Animado por “La Dama y la Muerte”, toda una maravilla visual que trata un tema tan serio como el derecho a la muerte digna de manera divertida y original.

Desde aquí les deseo toda la suerte del mundo.

Pixar Shorts: One Man Band

Aquí tenemos mi corto favorito de PIXAR. Se trata del “El Hombre Orquesta”, la historia de dos músicos callejeros que tratan de ganarse la moneda que lleva una pequeña niña. En primer lugar tenemos un ritmo dinámico propio de la comedia, a continuación un poco de drama al ver como la niña pierde su preciada bien y por último unas gotas de mala leche en que los dos músicos reciben su merecido. Una gozada en que la música de Michael Giacchino es absoluta protagonista en ese fantástico duelo. El estilo recuerda a esos antiguos cuentos enmarcados en lugares lejanos en que predominan los colores vivos de ensueño protagonizados por artistas ambulantes. Una Joya absoluta.

Pixar Shorts: Geri´s Game

En 1997 la PIXAR realizó este cortometraje galardonado con el Oscar. En él vemos que el protagonista es por primera vez un ser humano, realizado con mimo para que represente de manera fiel a un anciano. El corto es una maravilla, ya no solo porque técnicamente se ha avanzado con respecto a los personajes humanos, sino porque cinematográficamente es magistral en el juego plano contraplano llegando a confundirnos sobre lo que está sucediendo. A pesar de su naturaleza cómica cargada con humor negro podemos ver un triste retrato de la soledad cuando se llega a la madurez. Geri, el protagonista, es un anciano que dedica su tiempo libre a jugar al ajedrez en el parque. Lo curioso es que juega contra si mismo, cambiando de personalidad cada vez que se pone a un lado del tablero. Podemos pensar que PIXAR habla también de la enfermedad de la esquizofrenia al retratar tan bien el cambio de personalidad, ahí cada uno lo interprete como quiera.

Pixar Shorts: Tin Toy

He aquí la antesala de lo que sería “Toy Story”. El corto realizado en 1988 por John Lasseter narraba la historia de un juguete que huye de su amo humano, un bebé, para después actuar para él y así conseguir que deje de llorar. En este corto ya vemos muchas señas de identidad de lo que podrá dar de sí la compañía de Lasseter. El bebé trata a los muñecos mal consiguiendo que todos ellos le tengan miedo, algo similar a lo que sucede en casa de Sid en la posterior película de 1995. El protagonista es un juguete recién llegado que acaba de salir de su caja y descubre a sus compañeros juguetes escondidos bajo el sofá. Además el protagonista representa a un hombre orquesta, personaje que casi veinte años después protagonizaría otro gran corto de PIXAR.
“Tin Toy” fue muy aclamado y ganó muchos premios, entre ellos el Oscar a Mejor Cortometraje de Animación. Aunque técnicamente ha quedado algo desfasado, sobre todo en lo que se refiere al diseño del bebé, por otra parte primer personaje real que crearon la compañía, el corto posee una riqueza cinematográfica alta que daría lugar al primer largometraje realizado íntegramente por ordenador.

Pixar Shorts: Red´s Dream

Este es uno de los cortometrajes animados más tristes que he visto. Se trata de la historia de un monociclo abandonado en una tienda de bicicletas que sueña con llegar a ser el mejor malabarista del mundo. De nuevo el corto está protagonizada por un objeto, y conseguimos simpatizar con él, sintiendo su tristeza al despertar descubriendo que nadie lo quiere ni siquiera en oferta y que quedará abandonado en un rincón. El tema de la soledad está perfectamente tratado en escasos tres minutos.
Visualmente está muy bien realizado para el año que se hizo, 1987, y ya vemos una de las marcas de la casa PIXAR cómo es hacer guiños a trabajos previos. Aquí si nos fijamos Red sueña hacer su número sobre un escenario con el mismo dibujo de la pelota de “Luxo Jr”, que también aparecerá en “Toy Story”.

Pixar Shorts: Luxo Jr.

He aquí la razón de por qué el logo de PIXAR está protagonizado por un flexo. Se trata del primer cortometraje realizado en 1986 por la compañía tras ser vendida por LucasFilm y convertirse en independiente al ser adquirida por Steve Jobs. La casa de John Lasseter tenía en este breve cortometraje una excelente carta de presentación, pues, aunque aún resultaba algo sencillo en lo que a animación por ordenador se refiere, daba muestra de su talento a la hora de conseguir que simpatizáramos con objetos inanimados, como son los flexos, dotándolos de personalidad. Ese rasgo sería primordial en toda la filmografía de la productora. Aquí se trata del encuentro entre un flexo grande, que representaría al padre, y su hijo, el pequeño luxo, que no puede quedarse quieto y parar de jugar con la pelota. Atención al gag final, memorable.