Una Cuestión de Tiempo (About Time), de Richard Curtis

Los viajes en el tiempo han llenado multitud de relatos de ciencia-ficción. Casi siempre que aparecen son usados para cambiar hechos del pasado que alteren las líneas temporales en las que viven los protagonistas. Aunque la mayoría de películas con viajes en el tiempo puede entroncarse en el género de la acción y la aventura (“Terminator” y “Regreso al Futuro” son obras capitales) también se han utilizado para realizar comedia (“Atrapado en el Tiempo”, otro clásico) o cintas románticas. En éste último caso se puede citar “The Time Traveller´s Wife”, con la cual comparte protagonista femenina la película presente que dirigiese Richard Curtis en 2013.
Sigue leyendo

Anuncios

Malas Calles (Mean Streets), de Martin Scorsese

Entre las muchas películas pendientes que abarcan mi lista se encontraba la que supondría la primera colaboración entre Scorsese y De Niro. Realizada a principios de los 70 (cuando Hollywood vivió una inyección de sabía nueva con la irrupción de directores como Coppola, Friedkin, Cimino, De Palma o Spielberg) sería la primera película verdaderamente característica del director italoamericano, quien ya había debutado en el largometraje con “Who´s Knocking my Door?” y “El Tren de Bertha”, ésta última bajo el amparo (como muchos otros directores de su generación) de Roger Corman.

La historia sigue a Charlie, un joven pandillero que se dedica a hacer recados y cobrar deudas para su tío por las calles de Little Italy mientras mata las horas junto a sus amigos trapicheando. Charlie aspira a regentar un restaurante y alcanzar un estatus similar al de su tío, sin embargo su fidelidad hacia su amigo Johnny Boy, un bala pérdida que debe dinero a otro de sus amigos, y la relación que establece con la prima de este, Teresa, pueden complicar su objetivo.

Sigue leyendo

El Hilo Invisible (Phantom Thread), de Paul Thomas Anderson

Que Paul Thomas Anderson estrene una película supone todo un acontecimiento para los amantes del cine. En poco más de veinte años su nombre reluce entre aquellos cineastas norteamericanos que se presentaron a finales de los 90. Sus propuestas en principio recordaban a genios como Scorsese o Robert Altman, ya fuese por su nerviosismo en la puesta en escena y el montaje o por el talento de cruzar diversas historias que converjan en un único relato. Bajo mi punto de vista la película que sirvió como punto de inflexión en su filmografía fue “There will be Blood”, donde aparcaba parte de la vertiginosa narración en pos de una puesta en escena más sosegada y clásica, a la vez que magnánima, que emulaba grandes títulos del cine dirigidos por John Huston o George Stevens. Desde entonces se ha volcado en seguir desarrollando historias de marcado toque psicológico (“The Master” es la mejor muestra de ello) sin sacrificar ni un ápice de su pulcro estilo tras la cámara.

Sigue leyendo

Los Archivos del Pentágono (The Post), de Steven Spielberg

Entre la posproducción de la que promete ser uno de los platos fuertes del año (“Ready Player One”) y la preparación de la que debía ser su siguiente película (“El Secuestro de Edgardo Mortara”) Steven Spielberg recibió de manos de una de sus antiguas socias un guion escrito por la debutante Liz Hannah. El director, según declara en diversas entrevistas, sintió la necesidad de rodarlo nada más leerlo. Y es que, tal y como está el panorama político en Estados Unidos, con el actual inquilino de pelo anaranjado sentado en el despacho oval enfrentándose a la prensa y cuestionando sus informaciones, la cinta se presenta como un dardo hacia la actual administración aunque se situe a principios de los 70 y muestre las mentiras que creó el gobierno norteamericano por continuar la contienda de Vietnam. Por si eso fuese poco también muestra la lucha de una mujer por demostrar su capacidad de dirigir una empresa por encima de los hombres que siempre la han aconsejado. Lo cual, con la actual marea del #MeToo, otorga a la cinta más actualidad (y un toque de oportunismo).
Sigue leyendo

Llamaradas (Backdraft), de Ron Howard

Aunque la función de los bomberos dentro de cualquier ciudad es primordial, lo cierto es que el cine no le ha prestado tanta atención si se compara con la que se ha dado a los cuerpos policiales o sanitarios. Existen muchas películas que tienen entre sus personajes a bomberos, pero muy pocas donde sean los protagonistas. Casos como “Fahrenheit 451”, “El Coloso en Llamas”, “Brigada 49” o “World Trade Center” pueden presumir de ello. Sin embargo, cuando pienso en una película de bomberos mi mente recuerda al instante la cinta dirigida en 1991 por Ron Howard con un reparto de primera.

Sigue leyendo

A Ghost Story, de David Lowery

David Lowery vuelve a dirigir a Casey Affleck y Rooney Mara tras “Ain’t Them Bodies Saints” en una historia que, como su título bien presenta, es de fantasmas. Pero no es una historia de terror, aunque tenga elementos propios de los cuentos de casa encantadas. Tampoco una película romántica, aunque el Ghost del título recuerde a la cinta protagonizada por Demi Moore y Patrick Swayze. La nueva propuesta de Lowery se asemeja más a un ensayo sobre la muerte, el duelo, el paso del tiempo y la insignificancia de nuestra existencia.
Sigue leyendo

Todos los Hombres del Presidente (All the President´s Men), de Alan J. Pakula

Las teclas de una máquina de escribir marcan una fecha sobre una hoja de papel en blanco. 1 de Junio de 1972. Aquel día fueron sorprendidos cinco individuos en la Sede del Comité Nacional del Partido Demócrata situada en el complejo de oficinas Watergate. Lo que parecía un simple allanamiento dio lugar a una investigación por parte de dos periodistas del Washington Post que destaparon una trama de corrupción y sabotaje que alcanzaba las más altas esferas del Gobierno norteamericano.

Sigue leyendo

T2 Trainspotting, de Danny Boyle

Se llevaba años hablando de la posibilidad de realizar una secuela de “Trainspotting”, no en vano Irvine Welsh continuó la historia de sus protagonistas en “Porno”, ambientada diez años después. Sin embargo el proyecto cinematográfico no veía luz, en parte, según se comentó, por la enemistad que vivían Danny Boyle y Ewan McGregor tras no contar el primero con el segundo para “La Playa”. Fue el propio Boyle, hace un par de años, quien anunció su interés en realizar la secuela del memorable título del 96. Y que McGregor estaría, dejando malentendidos y rencillas a un lado. Han pasado 20 años, los involucrados han vivido diferentes tipo de éxitos (Boyle consiguió el Oscar; McGregor protagonizó las precuelas de Star Wars y se convirtió en estrella mientras el resto se hizo hueco en varias producciones televisivas). ¿Pero y sus personajes? ¿Que ha sido del cuarteto de Edimburgo después de dos décadas?

Sigue leyendo

The Wizard of Lies, de Barry Levinson

Bernie Madoff saltó a la fama a finales de 2008 como consecuencia de la crisis económica. Su figura puso rostro al huracán que hundió el sistema financiero mundial y llevó a la ruina a un incontable número de familias. Su  historia dio la vuelta al mundo llenando noticiarios y estanterías en las tiendas de libros. Basándose en uno de ellos, Barry Levinson ha dirigido este film para HBO contando como mayor reclamo con su pareja protagonista, unos Robert De Niro y Michelle Pfeiffer que vuelven a coincidir en un proyecto por cuarta vez en una década.
Sigue leyendo

Network, de Sidney Lumet

Si bien Hollywood se caracteriza por dar a luz grandes producciones, también posee nombres entre sus oficinas preocupados por ofrecer una visión de la realidad que llegue a las grandes masas e invite a la reflexión. En la década de los 70 (la mejor del cine norteamericano para un servidor), el cine de Hollywood tomó conciencia a través de productos que alzaban la voz contra el sistema político y mostraban la sociedad norteamericana a ras del suelo. En ese marco, un experto del tema como Sidney Lumet (“Tarde de Perros”) realizó este dardo contra el mundo de la televisión.

Sigue leyendo